E-commerce: 4 claves para simplificar la experiencia de compra de tus clientes

Paul Dedyn, CEO – Founder, Remoters

Todos sabemos que los clientes de #ecommerce ya no compran productos: compran una experiencia de compra. En los últimos años, con el crecimiento de la oferta online, es cada vez más importante destacarse y generar una buena impresión en nuestros clientes.

Cada detalle en el viaje del consumidor cuenta. Una experiencia de compra positiva significa clientes más felices. Y los clientes satisfechos se convierten en promotores de tu marca. A la inversa, una mala experiencia se traduce en una baja de tu reputación. Un estudio de Qualtrics XM Institute comprobó que el 33,7% de usuarios comenta entre sus amigos y familiares cuando tiene una mala experiencia de compra.

Veamos entonces cuatro factores que simplificarán las transacciones de tu comercio electrónico:

Optimización para el móvil

Los datos son claros: cada vez más personas compran a través de sus teléfonos inteligentes.

Fuente: Emarketer.com

Por eso, la versión móvil del e-commerce debe ser fácil de navegar, con un diseño centrado en el usuario. Keep it simple: hay que evitar el contenido pesado y simplificar la información. Es aconsejable emplear imágenes claras con letra fácil de leer, así como asegurarse de que la velocidad de carga sea rápida.

Fichas de producto completas y atractivas

Son la estrella de tu e-commerce: la vidriera virtual que muestra tus productos y sus detalles. Lo ideal es apelar tanto a la lógica como a la emoción. Es decir, brindar datos concretos (medidas, peso, colores, capacidad, datos técnicos, usos, etc.) y también imágenes de alta calidad, videos sorprendentes, visuales 360, testimonios y todos aquellos contenidos que llevan tus ventas a otro nivel. No hay que olvidar optimizar para SEO y asegurarse de que los CTAs sean visibles y estén claros.

Agilizar el check-out

Los carritos de compra no solo deben estar llenos… también tienen que circular rápido. Queremos que el proceso de compra sea breve y sencillo desde el momento en que el cliente entra en la página del producto hasta que cliquea en la opción de compra. Para eso es mejor reducir los textos, evitar los formularios extensos y ofrecer varios métodos de pago. Y, sí, surge alguna duda o consulta, proveer un servicio de #SAC que responda lo antes posible 7/24

Apostar a la omnicanalidad

Hay que intentar sacar ventaja de cualquier oportunidad de compra. Es decir, estar en todo momento, hora y circunstancia allí para atenderlo de la mejor manera. Ya sea desde el ordenador de escritorio, la tablet o el móvil. Un estudio realizado por Spider, titulado “Evolución de la experiencia del cliente hacia el modelo omnicanal”, los canales preferidos para contactar con las empresas son el teléfono (82%) y el correo electrónico (62%), seguidos por el “cara a cara” (40%), las redes sociales (Facebook es la más utilizada: 20%) y, en menor medida, por el SMS (15%)”. Cuantos más canales de venta habilitemos, más oportunidades tendremos de convertir.

Son algunas claves que hemos descubierto en Remoters.me, trabajando con empresas de todos los rubros en España. El universo digital es cada vez más competitivo, por lo que brindar una buena experiencia de compra sin dudas mejorará el posicionamiento de tu e-commerce.

 

Impactos: 35